Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 23 junio 2008

un hasta pronto 2

Bueno pos me quedan ya 6 horitas para estar en Córdoba. Apenas llevo ropa, la maleta es pequeñita, no llevo pendientes ni anillos ni nada de ese estilo. No me pienso peocupar en mi fachada. Voy a lo que voy.
Creo que estoy contenta pero aun tengo miedo, hasta que no llegue allí y vea como sea aquello y la gente.
Voy a estar meses incomunicada, hasta para la familia. No podré hablar con nadie de mi exterior. Lo prefiero o por lo menos ahora.
Dicen mis amigos que no tengo perfil de drogadicta, sinceramente creo que sí, estamos en una sociedad en la que pasamos desapercibidos los que estamos enganchados a drogas que no son con la heroina. Pero el vacio existencial supongo que será el mismo.
Hecharé de menos a mis perras, Luna y Rumba. A mi novio, a toda mi gente supongo.
Chicossss gracias por haberme aguantado en los momentos de bajones y en los momentos de guasa.

Read Full Post »

Hasta pronto.

Que complicadas parecen a veces las cosas; agarrar los sentimientos es tan difícil cuando la cosa se tiene en el coco sin que nadie lo vea, y es que se convierte en un calvario. En culpabilidad, en derrota….
………¿?¿?¿?
Lo lograré y lo escribiré, me gustaría, me gustaría poder ayudar a alguien con mi experiencia. No será fácil el reto que me he propuesto pero llegaré a mi tierra natal sana y salva, y no es, no será imposible de lograr. Soy rica, tengo esperanza, ilusión y corazón.
……..¿?¿?¿?¿?
Conseguiré integrarme en la sociedad, de días por seguido.
……..¿?¿?¿?¿?
Gracias, hasta pronto a todo el que me lea. Os vaya muy bonito. Guiño
 

Read Full Post »

Hasta luego.

Me quedan tan pocas horas, las ansio y a la vez voy y les tengo miedo. Cada vez son menos, horas decisivas para un nuevo cambio, casi que será el primero de toda mi vida vaya,  por lo menos de mi vida de adulta. No se si me equivocaré con esta desición, tal vez, si así ocurre intentaré recordar que las equivocaciones son el aprendizaje de toda una vida. 

Read Full Post »

Mientras leía en un artículo sobre la soledad, fuí comprendiendo como sienten las personas la soledad de diferentes maneras; el por qué hay gente que la busca, otros que la huyen y otros que la llevan desde que nacen, soledad en tipo de tristeza. Como decía en el texto, es la percepción de una ausencia, de algo que debería de estar pero no está.
He vivido estos tres tipos de soledad en mi vida, y supongo que la mayoría de humanos le habrá ocurrido igual.
Empezó mi soledad siendo afable conmigo misma, me servía para concentrarme en las cosas que me gustaban y disfrutar de ellas, me ayudaba a reflexionar las cosas vividas durante el día, consolándome normalmente de los agovios.
Después con la juventud llegó la de la incomunicación, la del miedo, la de quebrantarme el coco continuamente con pensamientos dañinos para la salud. Ya no aliviaba ni consolaba. Me hacía sentirme sola, abandonada.
Pero es con todas estas reflexiones que me doy cuenta que mayoritariamente mi vida encaja con la tercera definición: soledad que habita en mí, significando que hay tristeza, sin motivo y a veces con sufrimiento o sin el.
Aunque ahora que me acabo de leer a mi misma, creo que hay más significados de soledad. El peor para mí es, el que alguién muy querido ya no lo volverás a ver nunca más.
Ultimamente se que hablo mucho de este tema y es que la familia no anda bien, ya se sabe mi abuelita y tal. Este año está siendo difícil de llevar, y este viernes pasado me entró una crisis de ansiedad estando en el médico. Pero como siempre me intento decir, paa adelante que ya habrá días bonitos hayá donde esté.

Read Full Post »

Yo

Hace un instante he encontrado unos dibujos en una carpeta que ni ya me acordaba que existían, los hice yo.
He recordado entonces que pasó para que estuvieran ahí escondidos, creía que los tenía en verdad un psicologo que tuve que como no me despedí de él, decía que quería analizarlos.
Los escondí con 20 años y hoy después de 6 años los he encontrado.
Ya lo recuerdo, no me gustaban, me provocaban negatividad. Quise ovidar tanto aquella etapa de mi vida que escondí esto sin saber que el desasosiego de aquella epoca la arrastraba hasta el día de hoy. Ahora que he vuelto a revivir esos sentimientos de aquello, veo que siguen siendo los mismos porque soy la misma, esa desubicación, esos sueños, esos sentimientos de soledad y de oscuridad, sin embargo menos mal, ya no tengo tan arraigado ciertos ideales ni pienso tanto en la muerte, ni me gustan las tumbas y ahora intento ser feliz.
Cuantos años llevo de psicologos coñi, no se para qué si sigo siendo la misma, desahogándome de la misma forma y viendo desde una perpectiva la vida que normalmente pienso que es la equivocada pero es la mamada.
Les he hecho fotos para que los veais, os vais a quedar flipados, creo.P1011006

P1011009P1011012P1011013P1011014P1011016P1011017P1011018P1011019P1011020P1011021P1011022P1011023

Os voy a contar un poquito.

Esta historia empieza con 16 años cuando yo era como era y mis padres me castigaban continuamente “con razón o sin razón”, me dedicaba en mientras a leer y a escribir mucho.

Aquel entonces me habían expulsado del instituto. Leía negatividad, leía poemas sobre la muerte, sobre madres e hijas, sobre amores fracasados, libros tipo diario porque hay algo en mí que siempre me ha dado curiosidad, los problemas, la gente necesitada. Hoy sé que me influí mucho de todo esto, pero la soledad que me provocaba la compañía de mi familia me hacía constantemente alejarme de ellos y acercarme a otros. Lo peor de todo es que me refugié en un chaval de la calle que creo que me transtornó más el coco; Y hasta hace muy muy poco no superé el miedo que me provocaba verlo, cuando me lo encontraba por la calle siempre daba media vuelta por miedo a su instito. Pero en febrero saqué valor, iba paseando con Raul cuando escuché su flauta, estaba buscándose la vida. Me puse como siempre muy nerviosa, pero le dije a mi amigo: yo puedo, ya esta bien. Y pasé por donde tenía que pasar, aunque estuviese él. Por primera vez después de 10 años fuí capaz a no tenerle pánico ni a esconderme. 

También viendo estos dibujos me doy cuenta ahora, de lo aflorado que estaba en mí la sexualidad, me acuerdo que me gustaba dibujar los atributos que tenemos los humanos. Me oprimía o me oprimían, pero esto así me complacía. 

Esta era yo con 16 y 17 años.P1011035P1011034

Ayy que tengo un scaner pero soy tan torpe para estas cosas.

Oye que guapísima estaba rapada joe.

Read Full Post »

Ayer domingo.

cieloAyer fuí a Jimena de la Frontera a visitar de nuevo los sitios que Paco tanto me habló.  Lo hice sola, bueno y las perras, necesitaba encontrarme un poquito y recordar cosas bonitas que mi amigo siempre me contaba de su pueblo y su gente. También mirar el castillo, el rio… 
Lo que sí que todavía no había ido al cementerio, hasta ayer que se me hizo duro pese a que después me sirvió para sentirlo más cerquita, saber que estaba ahí, aunque su alma no estuviese, aunque el alma no exista porque no lo se. Yo quiero creer que sí que existe y que me acompaña día y noche, me cuida y me consuela.
Yo lo besé, también besé nuestro corazón, la Lunita me miraba y diría esta chiquilla que hace unas cosas más raras. Pero ahí la tuve a mi lado todo el tiempo. Observándome, observándonos. Miré el monte porque lo tiene de cara, para que sienta el aire que le vio crecer y ver esos arboles que tanto cobijo le dieron, le encantaba perderse por el monte, era su pasión.
Tiene un angel dibujado en la “eso” no me acuerdo como se dice, la madre quiso poner ese dibujo porque cuando se fue de este mundo, lo hizo viendo una luz muy fuerte y un angel, sus últimas palabras fueron: Santidad, Santidad! y se fue con una sonrisa. Me sorprendió mucho porque él era ateo.
Si fuera de otra persona tal vez no me creyese esto pero siendo de Paco, conociéndolo como lo conocía y sabiendo de su vida, de su bondad, de sus desgracias porque como decía él, era un desgraciado, ahora espero que con lo que ha sufrido haya donde esté ya pueda estar tranquilo y sin diabetes, sin la ceguera y con sus dos ojos, con sus dos piernas, pudiendo saborear cada trocito de nube dulce, fumando cigarillos de estrellitas salás, y viendo a la Lunita en espejos de mantita.
Tenía unas flores feas y sucias en su “de eso”; antes de llegar hasta su “eso” vi en un boquete de “esos” flores de mentira, así que me diriguí para allá y cojí unas más nuevas y bonitas. Se las coloqué y sentí la necesidad de escribirle, con la mala suerte que no tenía papel solo un rollo gastado, lo rompí, hice más o menos un cuadrado y le escribí, meti aquello bien fuerte entre las flores y me marché, con una penita muy profunda, porque jo, no hay nada ni nadie que pueda suplantar todo lo que mi Paco me daba, el tiempo se pasa pero esto se quedará para siempre en mi corazón. 
De todas formas me encuentro fuerte, y creo que lo de ayer me ha ayudado, tengo ganas de vivir, tengo ganitas de seguir soñando.

Read Full Post »