Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 31 diciembre 2008

 

Read Full Post »

31 de diciembre del 2008.

El día tenía luz a pesar de estar sombrío.
La mañana era oscura pero que bonita y a la vez rara.
El cielo teniendo un color fuerte, ahí con fuerza, coraje y arte.
Nubes corriendo tras el sonido de la rareza humana y la naturaleza.
La mar brava, densa y con riqueza. El suelo mojado de lluvia caida y tardía.
Personas felices, andando libres. Y yo, lalalalala ay ay, que suerte.
Iba contenta y valiente. Y mis ojos ahora y antes, iluminan, brillando la experiencia.
De la noche, del día y de esta noche deseada y viva, que incluso mañana puede ser un gran día.
Lalalalala, ayyyyy lalal papapapapa al ritmo de la vida.
Bueno me siento bien, la oscuridad de mis recuerdos se fueron apagando poco a poco durante todo este año 2008.
Yo siempre había sido una enamorada de la vida, pero un día no sé si fue la enfermedad antes o yo, la luz se me cayó. E incluso puedo decir que durante 5 meses me he llevado sin luz ni claridad en mi habitación. Bajeza de subirme a las alturas. Prefería la luminocidad poca, apagada de una lamparita pequeña y baja. Tal vez eso me hizo también mal. Y la mente se desplomaba y el cuerpo ingrávido se me quedaba. Cayendo siempre las noches del todo. Pero ya no.
La semana pasada fue la peor de mi vida pero me ha enseñado tanto que quiero aprovechar todos los momentos, bien o como buenamente pueda. Normalmente allí, en el hospital lloraba con tanta cavidad, que nunca imagine cuanto podía albergar un corazón. Rompía la pena fuertemente. 
Ojala hubiera habido una escalera a la luna, para haber podido saltar, deseaba tanto mi libertad e incluso mi amada soledad; si es que soy una loba esteparia, jjeje.
Cuanto quisiera saber explicarme bien ahora, para hacer sentir tanto, pero no hay palabras para eso, para tanto sentir. Veo sonrisas en mi, aunque no creo yo ya en los espejos.
Y me voy que ya ha llegado mi hermano. Fin de mi momento de intimidad, jajajaja.
 
“No te detengas en el tiempo”.
      

Read Full Post »

De vuelta del Hospital.

Ayer estuve caminando por la playa junto a Luna, estaba vez no era la niña que había sido estos últimos meses. Había decidido vivir, ¿por qué? por todo. Estos últimos días fueron cruciales para un mundo mejor;  así iba andando por la orilla sintiéndome reconfortada por el movimiento constante y previsible del agua. Me senté cerca y cada vez que las olas se alejaban, se llevaban consigo las huellas que hubiese en la orilla, las huellas de mi pasado también se iban y cuando volvía el agua me recordaba que estaba viva. Viva para vivir este 2009 con DESEOS, aunque intentaré desear menos para sufrir aun menos.
Ya mis pensamientos son como paredes que se han desmoronado para hacer realidad mi vida, mi camino.
Gracias a todas aquellas personas que me dieron amor cuando más lo necesitaba. Es verdad que el amor calma.
Ya creceré porque me  he quitado tanto y tanto malo que  ahora me acurrucaré en mí como si fuera un gatito tierno, para darle todo el cariño y protección que necesita.
Refranes de la abuela para recordar que también: “No hay mal que 100 años dure ni quien lo pueda aguantar”.

Read Full Post »

Ayer era una noche de lamentos y calvarios, también una noche de nuevas ilusiones y modo de ver la vida, con él que me ayudó a relajarme, con un chiquillo nuevamente del psiquiátrico. Que mis padres no lo quieren y yo ya no quiero ni querré a nadie más.
Estábamos mirando el atardecer como si fuera el primero de nuestra vida o el último, por lo menos para mí ya.
No hacía calor, la tarde se volvió noche con frío y vientos aun más helados. Pero mis perros no tenían frio y seguían jugando, yo los atendía como siempre. Pero en un momento de bienestar se me olvidaron y mi Wiro fue a jugar con las luces de los coches, en la autovía.
Su perdida no sé, no sé y no sé.
Hoy exploté en casa de mis padres le he contado la puta verdad de mi vida, que abusaron de mí totalmente con pelos y señales, también les he dicho todas las cosas y el daño que ellos también me hicieron. Pero por lo visto todo es mentira.
Ahora no sé que voy hacer, no tengo ganas de luchar, de vivir, de reír, de saltar, de soñar, sólo de llorar. Llevo más de 24 horas con lágrimas de una condenada en los ojos. Nunca había llorado ni sufrido tanto en mi vida, ver a mi perrito ahí tirado en la carretera, viendo como los coches lo pisaban y él…se me ha quedado clavado en las pupilas y tengo miedo y pena también, de mirar por todos lados, porque él estaba siempre a mi lado, dormía en mi almohada; ahora duermo sola con Luna.
Wiro ya no está conmigo y yo estoy muy triste fue y es mi culpa, no hago nada bien, nada, nada, nada, nada, nada y también ahora me avergüenzo de haberme comportado como lo he hecho esta tarde con mis padres, pero tenía que hacerlo me lo pedía el corazón o ¿la mente?, no lo sé, yo ya no sé nada, no sé quien manda en mí, sólo sé que nunca más volveré a ser la misma, que ésta que está aquí va a ser dura como una piedra, dura como una tapia, dura como un palo de acero, muy dura y la patada que le voy a dar en los huevos al mamón que me hizo tanto daño se va a enterar como diga que yo me dejé, pero él me sacaba 8 o más años y si me dejaba era porque no entendía, porque no sabía que estaba mintiéndome, yo creía que me enseñaba sobre la vida, sobre los placeres y lo que nunca pude imaginar fue que me la estaba arruinando y, ahora se la estoy arruinando yo a mis padres. Llevan días sin dormir por mi culpa, mi madre con los ojos hinchados, Wiro ya no está por mi culpa y siempre siempre me equivocaré porque yo no debería de haber nacido.
Y no necesito que me riñan más, soy lo que soy y eso es lo que hay, si no me dejan morirme tendrán que sufrir a costa mía, porque mi vida es una noria y yo ya siento que no soy responsable de ella. Sólo de Luna, pero a Luna la protege Paco, pero a mí? Nadie y si ahora mis padres quieren atenderme, tendrán que superar que llevo viviendo sola desde los 18 años y me cuesta la misma vida que me den cariño. Y ya no dejo más que me protejan porque no me fío ni de mi sombra.
Siento odio, mucho odio, odio y rabia a la vez, impotencia después, culpabilidad siempre. Y mierda a punta pala. Y Wiro, amor sin tu querer.

Read Full Post »

   Ayer el psiquiatra me lo volvió a recordar y sí es así, así soy yo. Ahora de nuevo lo veo y lo siento todo una mierda. Sin mi perrito ¿qué me queda ahora? si fue mi culpa, mi culpa y mi gran culpa de que ya no esté aquí. Un 15 de enero murió mi mejor amigo ahora un 22 de diciembre…

Read Full Post »

Eras el perro de mi vida y de mis sueños.

Read Full Post »

Volví a salir del hospital y como siempre intento, no hace falta que me oculte y sobre todo nunca más.
Siento que necesito escribir como la mar necesita del sol. Hoy ví con mis propios ojos como sus rayos los del sol, parecían estrellas que caían del cielo en el océano Atlántico. En la mar de Cádiz.
Deseo con tanta fuerza hablar de la reflexión que me emociona estos días al recordar lo que pienso sobre ello y allá va.
Como siempre he pensando que las casualidades no existen, mis pensamientos son de saber que los acontecimientos que se nos presentan al cabo de los días forman parte de nuestro desarrollo y aprendizaje. Pero además pasan porque siempre buscamos encontrarnos con algo que nos llene, con lo que nos reconforte o nos dé pistas incluso, de cómo seguir el camino de nuestra vida. Hay muchas piedras, piedras que se reivindican sobre todo en la mente. Pero comprendo que nuestra historia está hecha con la piel que nos envuelve hasta llegar a ser lo que somos. Y si nos dejamos llevar la vida nos guía por el mejor camino, siempre y cuando utilicemos la mente, la intuición y el corazón.
Yo creo en las causalidades.
Las casualidades vienen de lo casual y para mí no es casual el haber tenido por ejemplo que sentir de nuevo la muerte para ponerme en pie y saber de una vez por todas que puedo moverme de la cabeza a los dedos, aunque me de tremenda vergüenza poder gritar a los cuatro vientos que SÍ que estoy viva y que aunque tengo miedo siento una energía tremenda que no creo, afirmo ya, no podrá irse.
En un psiquiátrico nunca se aprende nada bueno pero si algo he podido ver con mis propios ojos es a valorarme entre un mundo de locos y cuerdos en el cual yo también lo soy. A veces de una manera y a veces de la otra. Bueno allí en el hospital por ejemplo unos más cuerdos que otros, unos más tontos que otros, pero ellos, sí, ellos me han enseñado a valorarme como nadie nunca se podría imaginar. Me han dado cariño y me han hecho ver al fin que valgo mucho, que soy una chica que le merece vivir, ya no sólo por mi misma sino por los demás porque mi sonrisa y risa pasan fronteras y ellos me han valorado y apreciado, necesitado como nunca antes sentí.
Claro que me siento vacía pero no de luz, vacía por un lado por haber dado tiempo atrás tanto y recibido tan poco. Pasa que soy lo que soy y no me valoraron pero yo me valoro ya tal cual, no me importa que piensen que soy una loca por escuchar a otros locos, ni por darle un simple euro a un pobre; siempre ya con cuidado porque los pobres de corazón o no, están faltos de cariño y atención y cuando una lo dá o presta hay personas que te ciegan y te absorben, por eso yo ahora daré pero no me vaciaré cuando consiga llenarme de verdad.
Sigo sintiendo esperanza por los míos, por esta raza humana que a veces no entiendo; que seamos tan racionales que nos cueste tanto comunicarnos manda huevos, pero yo por lo menos aspiro a poder siempre poner mi mano en el fuego, que todos conseguiremos nuestros sueños por lejanos que estén, porque si miramos dentro nuestra y nos dejamos ayudar veremos que no son tan imposibles de conseguir, sólo hay que soñar y despertar, soñar y despertar, soñar y despertar para poder llegar a conseguir que se hagan realidad.
Que mal me expreso, pero me da igual, hoy chillé a la vida dentro mía, que despacio todo se resuelve, pero con cariño.
Me voy por las ramas.
No creo en las casualidades creo en las causalidades, las causas que hacen de uno que siga luchando, que siga creyendo en lo que merece creer o querer. Causas que hacen que la vida sea más bonita y sorprendente. Causas que nos hacen esto, la vida. La nuestra propia con una historia personal.
Se que todo es posible si me lo creo, despacio pero todo.
Intentaré dejar el pasado que tuve para vivir conmigo, feliz, porque lo que importa no es el futuro que vaya a tener sino el presente, mi presente ahora.

Read Full Post »

Older Posts »